Página 3 - Revista Teatro Calder

Versión de HTML Básico

1
A pesar de las adversas circunstancias que hemos vivido a lo largo del año
pasado –la significativa subida del IVA de las recaudaciones de taquilla (de
la que me declaré firmemente en contra y de manera pública desde el primer
momento); la menor disponibilidad del ciudadano de recursos económicos
para el desarrollo de su vida cotidiana y más aún para el ocio; la persistente
subida de las ratio de desempleo; y tantas otras coyunturas que seguro tiene
Ud. en mente–, no puedo dejar de destacar los significativos datos positivos
de asistencia de público que se han producido en esta última temporada de
programación en el Teatro Calderón.
Están en nuestra memoria éxitos como "La bella y la bestia", "Tosca",
"La loba", el No hay entradas de "La vida es sueño", "Romeo y Julieta",
y muchos otros espectáculos que, en los diferentes abonos, han tenido una
magnífica ocupación media, cercana al 75%, una cifra sin duda nada
desdeñable. Además, por otro lado, la total consolidación de los públicos de
El Desván y la Sala Delibes, en sus distintos programas y ciclos, es ya un hecho
indiscutible; lo cual arroja un balance mucho más que positivo y esperanzador
sobre la aceptación de la que disfrutan estas salas.
No es nuestra intención "morir de gloria", todo lo contrario: estos datos
nos llevan a reflexionar seriamente sobre la necesidad y la responsabilidad
de seguir en el empeño; y de trabajar con rigor, redoblando nuestro esfuerzo
para mantener, e incluso incrementar, la actividad artística de nuestro coliseo
municipal por antonomasia, tanto éste como el próximo año.
Con este objetivo, la Fundación Teatro Calderón y su equipo artístico nos
presentan hoy la nueva programación, 2013-2014, en la que vuelven a estar
presentes los espectáculos líricos, de danza, para la familia, musicales y, por
supuesto, de teatro.
Le animo a que lea con atención, querido espectador, estas páginas. En ellas
encontrarán una insuperable oferta escénica protagonizada por actores,
cantantes, directores de escena, músicos, compañías y autores que a buen
seguro despertarán su interés y le harán regresar (o acercarse por primera vez)
al Teatro Calderón para ocupar una de sus butacas y… entregarse al disfrute.
Seguiremos escribiendo juntos las páginas más hermosas de la historia del
Teatro Calderón de Valladolid, en sus casi 150 años.
Créanme: pocas cosas comparables al indescriptible gozo que puede
experimentarse en la oscuridad de la sala, dejándose sorprender y emocionar
por lo que acontece en el escenario… La vivencia íntima del arte durante
el espectáculo y el arrebatado aplauso final son experiencias "de primera
necesidad".
Francisco Javier León de la Riva
Presidente del Patronato de la Fundación Teatro Calderón